La validación de la identidad de un cliente y la comprobación de su solvencia es un proceso necesario en todas las empresas que venden productos y servicios. Ese proceso se denomina due diligence y tiene relación directa con los procesos de KYC (Know Your Customer) o eKYCy KYB (Know Your Business).

¿Qué es el proceso de due diligence?

Una due diligence es un proceso de estudio que se realiza cuando se quiere entablar una relación contractual con una persona física o jurídica o comprar una sociedad mercantil o un inmueble. El objetivo del proceso es conocer a fondo al cliente, la empresa o el inmueble para saber si existen o no obstáculos legales que pueden entorpecer la colaboración o la posible compraventa.

En un proceso de due diligence de una persona o entidad, en el caso de contratación de servicios o compra de productos, se analiza aspectos como los siguientes:

  • La identidad de la persona física o jurídica. Se solicitan documentos de identidad para personas físicas o escrituras de constitución de sociedad para entidades mercantiles, poderes, notas simples del Registro Mercantil etc.
  • La solvencia de la persona física o jurídica. Si se va a entablar una relación mercantil (por ejemplo, una empresa va a prestar un servicio a otra), es importante cotejar que existe una solvencia y que la empresa que contrata va a poder hacer frente a los pagos. La solvencia se suele cotejar solicitando información contable y fiscal a la empresa en el caso de entidades mercantiles, o pidiendo datos como declaraciones de impuestos (IRPF, IVA), contratos de trabajo y nóminas, en el caso de personas físicas.

¿Qué relación existe entre la due diligence y el proceso de eKYC y eKYB?

Como decíamos anteriormente, la verificación de la identidad de la persona con la que se quiere cerrar un contrato es fundamental. Por ejemplo, una empresa de servicios de telecomunicaciones o una entidad bancaria, necesitarán cotejar quién es el cliente que desea contratar un producto o servicio. Habitualmente esta comprobación se realizaba haciendo acudir al cliente a las oficinas o tiendas de la empresa para cotejar sus documentos de identidad, pero con el avance de la transformación digital se puede realizar un proceso de KYC o KYB completamente digital, por lo que se habla de eKYC o eKYB.

Los procesos de identificación de clientes deben cumplir varias normativas, sobre todo en el caso de entidades bancarias:

  • Reglamento General de Protección de Datos. Este reglamento regula la protección de datos personales en cuanto a su uso y tratamiento por parte de quien los utiliza.
  • Ley de prevención de blanqueo de capitales. Esta ley tiene como objetivo proteger al sistema financiero y a otros sectores económicos contra el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo.
  • Reglamento eIDAS. Es el reglamento europeo que regula la firma electrónica y otros servicios de confianza, y se aplica directamente en los países de la Unión Europea.

¿Qué características tiene el proceso de due diligence?

En base a todo lo que hemos visto, el proceso de due diligence se caracteriza por los siguientes elementos:

  • Confidencialidad. Toda la información que se intercambia es confidencial por lo que debe respetar la regulación de la normativa de protección de datos, blanqueo de capitales y servicios electrónicos.
  • Obligatoriedad. En muchos sectores este proceso es obligatorio por aplicación de la ley, como es el caso de la banca.
  • Realizado por un tercero. Para que el proceso sea fiable y seguro, la due diligence en los procesos de eKYC debe realizarse por terceros de confianza acreditados para prestar este tipo de servicios.
  • Objetivo. El objetivo de todo el proceso consiste en identificar a la persona y verificar si existe algún obstáculo que impida la contratación.
  • Rapidez. Debe de ser un proceso rápido para evitar perder al cliente debido a retrasos o papeleos excesivos.

¿Cómo funciona el proceso de eKYC?

Para este proceso, Lleida.net utiliza su servicio de reconocimiento facial con online con eKYC photo, el cual consiste en lo siguiente:

  • El proceso se inicia y el cliente realiza una foto del anverso y del reverso de su DNI. Pueden utilizar cualquier dispositivo, ordenador, móvil o Tablet por lo que se puede hacer desde cualquier lugar y momento.
  • A continuación, se hace una selfie.
  • El sistema valida la identidad del cliente comparando las fotos del documento de identidad con la selfie.
  • Finalmente, el cliente podrá firmar el contrato con tu empresa y comenzar la prestación de servicios.

Se trata de un proceso que dura unos minutos y que simplifica enormemente el proceso de onboarding de los clientes, generando satisfacción tanto para ellos como para los empleados de la empresa contratante. La gran ventaja, además, es que el cliente no tendrá que desplazarse y se ahorrarán tiempo y recursos.

El proceso se graba en vídeo en su totalidad, por lo que se genera una evidencia electrónica que se podrá consultar en cualquier momento. Se puede utilizar el eKYC para contratación de empresas de telecomunicaciones, servicios online, banca etc.

Tal y como has visto la due diligence es un proceso fundamental para saber con quién se contrata y evitar problemas en el futuro como fraudes o impagos.

Lleida.net
Lleida.net

Somos la Primera Operadora Certificadora – Mensajes electrónicos certificados